Lo que debes saber:

El ejercicio del Permiso sindical no puede afectar el servicio público y su desbordado ejercicio puede conllevar un abuso del derecho: CSJ Sala Laboral

La Corte Suprema de Justicia, Sala de Casación Laboral, al abordar el tema de los permisos sindicales consagró que los mismos no son absolutos y por tanto, su ejercicio no puede  llevar a conductas propias del abuso del derecho.

En consecuencia la sentencia del 3 de agosto de 2016 asume el problema jurídico empezando por decir que no pueden equipararse las relaciones entre un trabajador y un empleador en el sector privado con las que se desarrollan entre un servidor público y el Estado, en tanto la función pública que se ejecuta como consecuencia de la vinculación laboral reviste un interés general, que dependiendo de la interrupción del servicio eventualmente puede comprometer el cumplimiento de los fines estatales (art. 2 C.P.), lo que se impone precisar, en manera alguna debe significar la anulación de la garantía de asociación sindical.

La Corte en esta providencia invocando el plexo del Convenio 151 de 1978 de la Organización Internacional del Trabajo, aprobado por la Ley 411 de 1997, en sus artículos 6 y 7 expresan que: “(…) 6. Deberán concederse a los representantes de las organizaciones reconocidas de empleados públicos facilidades apropiadas para permitirles el desempeño rápido y eficaz de sus funciones durante sus horas de trabajo o fuera de ellas. 2. La concesión de tales facilidades no deberá perjudicar el funcionamiento eficaz de la administración o servicio interesado (…)”.

Con todo lo expuesto, es claro según lo expresa la Corte que en el ejercicio del permiso sindical el nominador o a quien le corresponda, debe verificar claramente la imperiosidad o no de la presencia del solicitante en las actividades que desarrollará la institución sindical en cumplimiento de los objetivos para la cual fue creada, y deben ser razonables y proporcionales, con el fin de que tal facultad no se traduzca en un abuso del derecho y un consecuente e injustificado desbordamiento presupuestal estatal, de allí la imposición legal de que quien los solicite deba determinar su finalidad, la duración periódica y su distribución, aspecto último que delimita la temporalidad de los permisos y no precisamente su carácter permanente.

Colofón de lo anterior, es determinante tener claro que los permisos sindicales no tienen un carácter absoluto, pues ello eventualmente puede ser negado por el ente correspondiente, acotación que al tiempo entraña, que quien deba resolver las peticiones elevadas hacia tal propósito, debe desarrollar un acucioso análisis para determinar la viabilidad o inviabilidad de su concesión, de manera que, advierte en este punto la Sala Laboral, que dicha resolución exige una suficiente y razonable argumentación, pues se trata nada más y nada menos que salvaguardar y ponderar intereses constitucionales relevantes que sostienen la vigencia del Estado Social de Derecho: i) el derecho de asociación sindical y ii) la función pública que demanda un claro interés general.

Ver documentación importante acerca del permiso sindical en el siguiente enlace: (Ver documentación)

CORTE SUPREMA DE JUSTICIA. SALA LABORAL. MAGISTRADO PONENTE: FERNANDO CASTILLO CADENA, STL 10962-2016 RADICACIÓN NO. 2016-00177-00 DEL 3 DE AGOSTO DE 2016.

By: anfequisa, imagen vía: dlaboralcolectivoyss.blogspot.com

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*