Lo que debes saber:

La Corte Constitucional Unifica jurisprudencia acerca de la procedencia excepcional de la acción de tutela contra fallo de tutela.

La Sala Plena de la Corte Constitucional revisó la sentencia de la Sala Civil de la Corte Suprema de Justicia del 31 de julio de 2014, que había confirmado parcialmente la Sentencia del 1 de julio de 2014, dictada por la Sala Civil Familia del Tribunal Superior del Distrito Judicial de Santa Marta, por medio de la cual se ordena a los Juzgados Primero Promiscuo Municipal de Pivijay y Promiscuo del Circuito de Pivijay, que adopten todas las medidas para hacer cesar cualquier efecto jurídico de las providencias o decisiones por ellos emitidas, en la acción de tutela promovida por Ana Elisa Pérez Vives, contra la Dirección Nacional de Estupefacientes en Liquidación y, al primero de ellos, rehacer la actuación.

Para resolver este caso, la Sala Plena de la Corte Constitucional procedió a unificar su jurisprudencia respecto de la procedencia de la acción de tutela contra sentencias de tutela y contra actuaciones de los jueces así mismo de tutela anteriores o posteriores a la sentencia. Sobre esta base y luego de constatar que en este caso la acción instaurada por la Dirección Nacional de Estupefacientes se dirige contra la omisión de los jueces de Pivijay del deber de informar, notificar o vincular a los terceros interesados en un proceso de tutela anterior, y de que se cumpla con las condiciones generales de procedibilidad de la acción de tutela, se entró al caso concreto para verificar que pese a haber terceros con interés en el proceso, los referidos jueces omitieron su deber de informar, notificar o vincularlos al proceso, con lo cual se vulneró el debido proceso. Por lo tanto se confirmó la providencia objeto de revisión, esto es, la procedencia del amparo para dejar sin efecto las decisiones de tutela proferidas por los jueces de Pivijay.

Cabe resaltar que en el caso concreto, la Sala Plena de la Corte Constitucional precisó que pese a que la regla jurisprudencial indica que no procede la acción de tutela dirigida en contra de otra sentencia de tutela, cuando ha sido proferida por un juez o tribunal de la República diferente a la Corte Constitucional, su procedencia es excepcional, el alto tribunal, expresó que este medio de amparo procede cuando existe fraude y se está ante el fenómeno de la cosa juzgada fraudulenta. Además, resulta procedente cuando la acción de tutela presentada no comparta identidad procesal con la solicitud de amparo cuestionada, se demuestre de manera clara y suficiente que la decisión adoptada en la sentencia, fue producto de una situación de fraude y, finalmente, cuando no existe otro medio, ordinario o extraordinario, eficaz para resolver la situación.

Finalmente es importante destacar que la sentencia objeto de estudio examinó otros aspectos tales como: (i) La improcedencia de la acción de tutela contra sentencia de tutela- Regla general (ii) La Procedencia excepcional de la acción de tutela contra sentencias de tutela en casos de fraude (iii) la Procedencia de la acción de tutela contra actuaciones realizadas en el trámite de la acción de tutela (iv) Unificación jurisprudencial respecto de la procedencia de la acción de tutela contra sentencias de tutela y contra actuaciones de los jueces de tutela anteriores o posteriores a la sentencia.

Ver sentencia, Corte Constitucional  SU 627 de 2015

By: anfequisa, imagen vía: semana.com

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*